Valores estéticos

Qué son Valores estéticos:

Los valores estéticos son virtudes que sobresalen de una persona, animal, obra de arte, moda, objeto, paisaje, evento, entre otros, y que generan reacciones o apreciaciones positivas o negativas.

Como un tipo de valor, los valores estéticos son criterios y referencias positivas generalmente compartidas por un grupo, que definen a una persona, cosa o acción. Por otro lado, la estética se refiere a la percepción de los sentidos y a la filosofía de lo que se considera bello.

En consecuencia los valores estéticos son también el resultado de las apreciaciones o de los juicios de valor que realizan las personas, partiendo de un conjunto de reflexiones filosóficas, estéticas y éticas sobre aquello que consideran o no bello.

Subjetividad de los valores estéticos

Los valores estéticos dependen en gran medida de la percepción que tengan los individuos acerca de algo en específico. Es decir, lo que se consideró estéticamente bello o desagradable hace veinte años, quizás hoy en día no lo sea tanto.

Las personas destacan los valores estéticos partiendo de su escala de valores personal, de lo que consideren armonioso y de los juicios de valoración estéticos que realicen.

Por tanto, generar una crítica positiva o negativa sobre alguien o algo, es dar una opinión estrictamente personal que puede ser aceptada o no por otros.

Los valores estéticos son aquellos que permiten expresar las sensaciones de agrado, admiración o desagrado que se generan cuando se está apreciando una obra, deporte, persona, objeto, animal, entre otros.

Por esta razón, los significados de los valores estéticos pueden ser tomados como positivos o negativos según quien realice la mirada.

Por ejemplo, cuando un músico escucha la melodía de una canción y la valoriza estéticamente como armoniosa y equilibrada, pero para otra persona no tiene ningún sentido en especial.

De ahí que los valores estéticos sean un caso de estudio académico e incluso comercial, porque las aceptaciones positivas o negativas pueden también generar ganancias o pérdidas económicas.

Principales valores estéticos

Los valores estéticos son muchos, entre ellos la belleza, lo sublime, lo grandioso, la delicadeza, lo armonioso, lo desagradable, lo delicado, lo elegante, lo horroroso, lo trágico, lo ridículo, el caos, el drama, lo equilibrado, entre otros. A continuación los más importantes:

Belleza

Es lo que se considera estéticamente hermoso, y fue el tema central de los tratados filosóficos planteados por Platón y Aristóteles. Se relaciona con lo placentero a los sentidos y percepciones. No obstante, determinar qué es bello o no es una tarea difícil porque esto depende de las reacciones de las personas ante algo.

Equilibrio

Se relaciona con lo que se considera estéticamente hermoso según lo que se establezca como armonioso y simétrico. El equilibrio hace posible balancear la percepción de lo estético las diversas maneras en que es expresado.

Armonía

Se refiere a la conjugación de todos los elementos que forman parte de algo y que se entrelazan correctamente generando un resultado positivo.

Tragedia

Es un término muy empleado en la literatura para clasificar un tipo de texto. Lo trágico se entrelaza con lo dramático, de ahí su particularidad para despertar diversas sensaciones en el lector o espectador.

Como ejemplo se pueden mencionar la tragedia griega como género dramático y el uso de máscaras con expresiones de tristeza, dolor o alegría.

Horribilidad

Se juzga algo como horrible cuando su percepción genera desagrado, descontento. Lo horrible no es considerado bello.

Valores estéticos en el arte

Los valores estéticos definen los criterios de belleza según consensos filosóficos, estéticos y éticos. En este sentido, en la apreciación de las obras de arte, se recurre a los valores estéticos para emitir un juicio de valor positivo o negativo.

Los valores estéticos, al tratarse de percepciones y reflexiones, transmiten sentimientos. Por ejemplo, cuando se aprecia una escultura humana y se genera el asombro por el detalle y la delicadeza del trabajo realizado.

Lo mismo ocurre cuando se observa un atardecer y los sentidos emiten juicios de valor de belleza por lo que la naturaleza representa.

Los valores estéticos cambian a lo largo del tiempo debido a que la estética, exteriorizada en formas, se adapta a diferentes épocas y sociedades.

Esto es especialmente claro en el arte, donde algunas obras pierden sus valores estéticos y otros se mantienen con el paso del tiempo siendo apreciado por futuras generaciones.

Valores estéticos en la filosofía

Los valores estéticos son un tipo de valor estudiado por la estética, rama de la filosofía, que teoriza y define las relaciones de percepción de lo que es bello o no. Sócrates, Platón y Pitágoras fueron filósofos que realizaron tratados sobre la estética y su percepción.

En esta medida, los valores estéticos comparten los principios éticos y morales de los otros valores como, por ejemplo, los valores humanos, los valores sociales o los valores culturales.

Valores estéticos 02

Los valores estéticos son aquellos valores por los que se juzga si algo es bello o no. Por ejemplo: lo sublime, lo elegante, lo cómico.

Sin embargo, la estética, disciplina filosófica que estudia el concepto de belleza, el arte y sus diferentes manifestaciones, ha observado que esos valores cambian dependiendo de cada cultura, sociedad, tiempo histórico e incluso fracciones de la sociedad. Por eso, lo que se considera una obra de arte en un determinado momento en una determinada sociedad, puede no serlo en otro momento.

Cuando nos enfrentamos a las expresiones estéticas de otras culturas muy lejanas a la propia, para poder apreciar las obras de arte debemos tener en cuenta los valores estéticos a los que responden.

Por otro lado, el valor estético se aplica a todas las creaciones de una sociedad, no sólo al arte. En objetos industriales, los valores estéticos se manifiestan a través del diseño. La mayor parte de las personas también modifican su aspecto físico respondiendo a valores estéticos de su comunidad.

Los valores estéticos dependen en cierta medida del juicio personal. Sin embargo, la subjetividad de todo individuo se desarrolla en un contexto social determinado. Por eso, los juicios personales en cuestiones estéticas no suelen ser radicalmente diferentes de los de la sociedad. Incluso cuando se realizan cambios revolucionarios en materia de arte, los mismos sólo pueden ser difundidos cuando existe un grupo que comparte los mismos valores estéticos del creador.

Cuando hablamos de obras de arte “clásicas” nos referimos a que los valores estéticos que representa siguen estando vigentes hoy en día. Sin embargo, existe la posibilidad de que las razones por las que determinadas obras fueron apreciadas en su momento, no sean las mismas por las que son apreciadas ahora. Es decir que incluso si valores estéticos similares siguen vigentes, la importancia que se le da a cada uno de ellos puede ser relativamente distinta.

Ejemplos de valores estéticos

  1. Lo trágico. En estética se refiere a la inevitabilidad de una resolución negativa a los conflictos, la imposibilidad de elegir de forma satisfactoria. Por ejemplo: la obra dramática Edipo Rey es trágica.
  2. Lo sublime. Lo que ofrece una elevación extraordinaria. Los filósofos suelen asociarlo a las más imponentes manifestaciones de la naturaleza, pero también se utiliza para valorar el arte. Por ejemplo: los atardeceres en la montaña son sublimes.
  3. Lo ridículo. Es lo que está fuera del tiempo y del espacio, lo que está fuera de lugar. Lo ridículo puede considerarse una valoración estética negativa. Sin embargo, es un recurso de los géneros cómicos. Por ejemplo: Mr. Bean es ridículo.
  4. Lo elegante. La elegancia hoy se asocia a la sencillez, mientras que en otras épocas se asociaba al lujo. Es uno de los valores estéticos que más depende de los cambios sociales. Por ejemplo: los trajes oscuros son elegantes.
  5. Lo esbelto. Tiene que ver con las figuras verticales, lo delgado y alargado, manteniendo siempre la gracia. Por ejemplo: las modelos son esbeltas.
  6. Lo cómico o gracioso. Aquello que causa hilaridad en el receptor. Puede ser un valor estético tanto positivo como negativo. Por ejemplo: El Quijote ya no me resulta gracioso.
  7. Lo entretenido. Aquello que mantiene nuestra atención. Por ejemplo: esta serie de televisión es entretenida.
  8. Lo armonioso. Algo proporcionado que causa una sensación agradable. Por ejemplo: los sabores de este plato son armoniosos.
  9. Lo magnífico. Las representaciones de deidades e incluso de soberanos (reyes, presidentes, Papas) apuntan a la magnificencia. Por ejemplo: el retrato de Ana de Cléveris, de Hans Holbein el joven, es magnífico.
  10. Lo imponente. Aquello que nos hace sentir pequeños en comparación. Si bien puede considerase este valor estético con respecto a paisajes naturales, también puede ser uno de los principios que rigen la arquitectura y otras formas culturas. Por ejemplo: los acueductos romanos son imponentes.

Fuente: https://www.ejemplos.co/10-ejemplos-de-valores-esteticos/#ixzz7wawGYiNo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Fill out this field
Fill out this field
Por favor, introduce una dirección de correo válida.
You need to agree with the terms to proceed